viernes, 12 de febrero de 2016

Cinco estrategias para crear un blog visible.

¿Creamos juntas un blog visible y con sentido?



Tengo una convicción personal: las respuestas a las grandes interrogantes, son simples. En general, muy simples. La complejidad no suele estar en la respuesta sino en la forma en que pretendemos hallarla. Este principio que puede aplicarse a cualquier circunstancia vital, también es aplicable a la creación de un blog con sentido. 


Buscar la zona.


Tenés una pasión para compartir. No es una afición circunstancial sino uno de tus intereses primordiales. Podés diferenciarlo de otros gustos pasajeros porque es ese tipo de actividad en la cual el tiempo no tiene mayor importancia y tus habilidades fluyen naturalmente. Los deportistas, llaman a este espacio de comodidad entre la pasión y el esfuerzo, "la zona".

La "zona" es el espacio en el cual practicando una actividad el tiempo se desdibuja y ninguna acción supone un trabajo consciente.

Mi mejor amiga es una mujer lúcida y práctica. En una familia dedicada a la gastronomía, ella es chef profesional. Verla actuar en una cocina, ya sea cocinando o dirigiendo personal, nunca deja de asombrarme. Se mueve como si en todo momento supiera qué hacer y cómo reaccionar. Tiene noción de los tiempos, los espacios y las personas que la rodean. A mí me dejás sola con una olla de fideos y te los quemo.  Ella puede organizar un servicio gastronómico para decenas de invitados con la fluidez de una experta. Está en su zona.  La cocina es su pasión y el área en la que se perfecciona cada vez que tiene oportunidad. También es su espacio preferido en una casa y disfruta de los materiales y los instrumentos. O sea, se arroba frente a un pan tostado cuando yo lo que veo son carbohidratos complejos. Tu zona de comodidad pueden ser el dibujo, la costura, la reflexión introspectiva, el manejo de información técnica. Podríamos ampliar la lista infinitamente pero confío en que, con un mínimo de esfuerzo, sos capaz de reconocer esas actividades específicas que te colocan en la zona.

Si tenés esta respuesta, tenés un espacio en el que sos imbatible. No en el sentido negativo de la competencia destructiva sino en lo que respecta al desafío personal. Cuando estás en tu zona siempre sos capaz de dar un poco más. Aunque no te paguen por ello.

¿Encontraste el área específica?

No sigas dándole vueltas al asunto. Tenés el tema principal de tu blog. Ahora, como la novedad es un fenómeno ajeno a lo humano, es probable que miles de personas lo hayan descubierto antes que vos. Y lo hagan bien. Muy bien. Sorry por la ducha de realidad. Ellos también están en su zona. Frente a esta situación que en principio parece desalentadora, tenés dos respuestas posibles:


1- No te importa en lo más mínimo. La visibilidad no es un cuestionamiento en tu proyecto bloguero. En consecuencia, vas a crear tu blog de forma intuitiva, sin pensar demasiado en cómo son los otros blog de la misma especie.

2- Querés encontrar el detalle distintivo que le de sentido a tu blog, tanto para vos como para tus lectores. No se trata de obsesionarte por ser "única" sino de ocuparte en encontrar la forma única en que la pasión se expresa en vos.


No te angusties pensando que necesitás sesiones de coaching para encontrar tu diferenciación. Queda claro que lo que hace única a tu pasión es que es tuya. En definitiva, el factor diferenciador, sos vos. Simple, ¿no?

Sin embargo, a mí me llevó cuatro años darme cuenta que mi factor de identidad estaba en la escritura. No fue porque no supiera que tengo facilidad para escribir sino porque por mucho tiempo no lo consideré una habilidad relevante. Tampoco me parecía interesante lo que podía tener para decir. Existiendo tantas personas creativas que "hacen" cosas increíbles en el universo blogger, tener la habilidad de escribir e interpretar no me parecía seductor.

Un día se hizo el fiat lux en mi cabeza y descubrí que el potencial de enseñar a escribir era mi diferencial, además de ser mi profesión. De este modo, hasta que La Desmesurada no tuvo una categoría dedicada a la escritura, no fue totalmente "mi blog". Escribir e interpretar no solo es parte de lo que hago profesionalmente es parte de lo que soy. 

Por este motivo, más allá del esfuerzo que pueda significar escribir los post intentando compartir un contenido relevante, no me pesa hacerlo. Lo disfruto. Vos no tenés por qué demorar cuatro años para darle sentido al proceso. Seguramente tu factor diferenciador te rompe los ojos. Si no lo estás viendo pensá cuáles eran tus juegos de rol en la infancia o preguntá discretamente (sé que puede ser embarazoso) cómo te ven los demás. No me digas que no tenés ningún talento porque eso no se lo permito a nadie. A vos menos.

Si estuviste inquiriendo amigos y te responden que tu único talento es dormir, quiero que sepas que ya hubo alguien que se hizo millonario por filmarse durmiendo en tiempo real. Una locura. 

Para mí, además deberías considerar un elemento más. Si te apasiona y querés transformarlo en el norte de tu blog, que tenga sentido cooperativo. Porque está todo bien con que seas la bella durmiente en Youtube pero no veo qué le aportás al mundo filmando toda tu humanidad dormida y babeando.

No me digas nada.

Estás esperando las estrategias para que todo eso que suena tan bonito se materialice en ideas concretas. Te soy honesta, no creo tener la verdad revelada. Lo que puedo es compartir contigo la forma en la cual procedí con los blog que fui creando.


Las primeras estrategias.


Funcionemos con el viejo y querido método socrático. Siglos de mayéutica tienen que tener algún sentido. Curiosamente el origen del término está ligado al alumbramiento femenino y el procedimiento es el más simple e iluminador: conducirte en el descubrimiento de tus ideas latentes respondiendo preguntas. En este caso, cinco preguntas que se transforman en tu estrategia para crear un blog visible y con sentido.

¿Por qué no?


Lo primero que te propongo es que cuando surja la catarata de excusas para no crear tu blog y quedarte inerte esperando la carroza, pienses ¿por qué no? En ocasiones puede ser difícil refutarte a vos misma. En realidad, salvo que estés pensando en crear un blog para herir a otros seres humanos, no veo qué motivo puede impedirte tener un espacio personal para expresar tus pasiones. 

¿Es una de mis pasiones primordiales?


Si te sentís cómoda con el tema, no te cansa investigarlo y aprender todas sus variantes, si disfrutás pensando y hablando sobre este tópico, entonces es una de tus pasiones primordiales.

Ojo.

Hay intereses circunstanciales que se disfrazan de pasiones primordiales. Con un poco de atención, podés diferenciarlos. O no.

No tiene nada de malo crear un blog en función de un interés intenso del momento y luego aceptar que este tópico cambie contigo. Era el ejemplo de mi blog como madre primeriza. La maternidad me cambió la vida pero ya no necesito escribir sobre este cambio en mi vida. Sigo escribiendo sobre crianza porque la educación de mi hijo me cuestiona: quiero que sea una persona buena y feliz. Su bienestar es una de mis prioridades no una de mis pasiones. Bueno sería, pobre niño, cargar con la pasión de su madre.

¿Me olvido del tiempo cuando lo practico?

Si la respuesta es afirmativa: genial.

Pensá que desde el momento en el que publiques el primer post vas a estar más tiempo pensando en ese tema que en ningún otro. Si además, es parte de tus habilidades naturales, no podés pedir más.

Pero quiero decirte algo más. 


Vamos a suponer que disfrutás de hacer trabajos de bricolaje. Ese ratito libre que tenés en el día lo dedicás a crear cosas lindas y querés compartirlo en un blog. Quiero que sepas que por más personal y hedonista (por placer) que sea tu blog, vas a pasar más tiempo tomando fotografías, escribiendo e interactuando con otras blogueras que dándole rienda suelta a tu habilidad con el decapado de muebles.

Para asumir ese "trabajo extra" con motivación, además de disfrutar de la manufactura de objetos, tenés que disfrutar de comunicar. Si para vos es un suplicio:

- Fomentar el diálogo.
- Dedicarle horas a la edición de imágenes (que no siempre te quedan bien, si no mirá mi último post)
- Escribir relatos (o al menos estructurarlos para transformarlos en un guión visual)

Entonces vas a ser de ese 95% agotado de escribir un blog en menos de un año. Quizás te esfuerces por llegar al aniversario pero dudo que sigas mucho tiempo más. Duro pero franco. Si sos bloguera seguro lo tenés más que presente. Y a este aspecto refiere la próxima pregunta...

¿Disfruto de comunicar?

No se trata únicamente de que seas una persona abierta al diálogo. Una bloguera es una persona que interacciona activamente con su comunidad. Y si no la tiene, la busca.

Podés escribir el post perfecto y tener las imágenes más Pinterest de la historia de Blogger, que si nadie te ve, el post no existe. Por otra parte, cuando alguien te ve y reconoce tu esfuerzo, entonces deberías establecer un vínculo recíproco. Si nunca respondés comentarios o dejás comentarios en otros blogs, dudo mucho que bloguear sea para vos. Las personas se conectan con seres humanos que responden, se interesan, se muestran cercanos y cálidos. Eso no se finge. Tarde o temprano, se descubre la impostura.


Espero tus comentarios y obviamente, estoy más que dispuesta a responder preguntas! ¿Te animás a seguir creciendo juntas? Entonces sumate, vamos a crear un blog visible y con sentido y si querés pasate de visita por mi grupo en Facebook: Yo escribo un blog y contame cómo puedo ayudarte a tener el blog que querés.

Besos

Paula


6 comentarios:

  1. Muy bueno y motivador...para darse cuenta si tienes lo que se ocupa para blogear!
    Sigo haciendo mi primer borrador. Gracias...y Saludos...Dios te cuide
    !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada. Es un placer ayudar y compartir. Besos!

      Eliminar
  2. Que gran post, gracias me encantó! Como dicen arriba,motivador y esclarecedor:)
    Bsos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Motivarse es la forma de dar el primer paso.

      Eliminar
  3. Me encantó Paula! Algún día me fluirán las palabras como a vos. La cosa es romper el hielo. Mi hielo!
    Voy a tratar de hacer tu curso. Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Seguro que sí, hay que darse permiso de escribir. Besos

      Eliminar

Contacto

Hablamos

Si tienes alguna duda o sugerencia, envia un email, prometemos responder lo mas pronto posible..♥

Direccion:

San Diego, CA.

Horas de Trabajo:

Lunes - Viernes de 9am a 5pm

E-mail:

ilovethisps@gmail.com